19 de enero de 2018
Máx. Min.
Política 24 de abril de 2017

Controlar empresas subsidiarias de las empresas públicas

Si ALUR no paga, paga ANCAP, y si esta tiene pérdidas o se descapitaliza, es el Estado (la gente) quien termina pagando a través de Rentas Generales.

Conrado Rodríguez* – Montevideo – TodoElCampo – Hace unos días presenté proyecto de ley para controlar las operaciones financieras de las empresas subsidiarias de las empresas públicas, que se mueven en el derecho privado.

A pesar de manejar recursos públicos no tienen el contralor del Tribunal de Cuentas, ni se rigen por las normas del TOCAF.

Al mismo tiempo que ANCAP festeja ganancias por U$S 15 millones, es garante de préstamos para ALUR por casi U$S 90 millones.

Si ALUR no paga, paga ANCAP, y si esta tiene pérdidas o se descapitaliza, es el Estado (la gente) quien termina pagando a través de Rentas Generales.

Todo esto ocurre sin que el Poder Legislativo intervenga, ni tenga un conocimiento previo que le permita ejercer sus funciones de contralor.

Propongo que sea el Poder Legislativo quien autorice o no las operaciones financieras de determinada entidad, y no el Poder Ejecutivo.

Tenemos que acabar con el despilfarro.

La gente es la que termina pagando los agujeros negros del mal manejo de las empresas subsidiarias del Estado.

(*) El autor es diputado del partido Colorado.

Compartir en: