19 de enero de 2018
Máx. Min.
Política 17 de mayo de 2016

Gobierno brasilero desarma medidas de Rousseff y los Sin Tierra amenazan con más conflictos rurales

En abril Rousseff firmó la expropiación de 56.000 hectáreas de tierras. El Movimiento de los Trabajadores Rurales Sin Tierra (MST) afirma que los conflictos rurales deben aumentar.

Brasilia, Brasil/Agencia Brasil247/TodoElCampo – El flamante gobierno de Michel Temer comenzó a reevaluar  medidas de Dilma Rousseff, y pone el foco en las expropiaciones de tierra, las comunidades quilombolas y las reservas indígenas. El Movimiento Sin Tierra apunta a mayores conflictos rurales.

El ministro jefe de la Casa Civil, Eliseu Padilha, ya comenzó a reevaluar medidas de la suspendida mandataria Dilma Rousseff adoptadas entre el de abril y el 12 de mayo, cuando dejó el Palacio del Planalto.

El foco principal, según un reporte de O Globo, son las expropiaciones de tierras, el reconocimiento de las llamadas comunidades quilombolas (descendientes de esclavos) y la creación de reservas indígenas.

El 1º de abril Dilma firmó 21 actas de expropiación de 56.000 hectáreas de tierras. El Movimiento de los Trabajadores Rurales Sin Tierra (MST) afirma que los conflictos rurales en el país deben aumentar.

También será reevaluado el Marco Civil da Internet, reglamentado la semana pasada, que suscita críticas de las operadoras de telefonía.

La Casa Civil, como se conoce en Brasil al Ministerio de la Presidencia, inició una suerte de "peine fino" de las últimas medidas adoptadas por la presidenta suspendida, lo que incluye 75 decretos.

Tras revisar ese lote, comenzará una evaluación de las decisiones tomadas a partir del 2 diciembre, cuando el entonces presidente de la Cámara de Diputados, Eduardo Cunha, abrió el proceso de impeachment.

Una decisión ya adoptada es el despido del presidente del holding de medios estatales, la Empresa Brasil de Comunicación (EBC), Ricardo Mello y su reemplazo por el periodista Laerte Rímoli.

Compartir en: